Mediación educativa y resolución de conflictos
Modelos de implementación. Disputas en instituciones educativas: el lugar del otro

Daniel Martínez Zampa


Asistimos a un creciente interés por la mediación escolar como consecuencia de los conflictos que se producen por el deterioro de las relaciones interpersonales. Las instituciones afrontan la problemática social que ingresa a la escuela e impacta con mayor fuerza en aquellos grupos donde las relaciones interpersonales se encuentran deterioradas o no encuentran estrategias apropiadas para su gestión. La mediación no es un instrumento de salvación que mágicamente solucionará los conflictos. La mediación representa sólo una parte de la “caja de herramientas” que puede mejorar la gestión de determinados conflictos, y no aporta solución para todas las situaciones conflictivas.
Los conflictos que se generan en el ámbito educativo no siempre tienen una adecuada resolución o administración. Prueba de ello son el aumento de los recursos administrativos, los expedientes iniciados a docentes y alumnos y la escalada de los conflictos institucionales que afectan a toda la comunidad. La temática del conflicto constituye una preocupación central para quienes ocupan cargos de conducción e inciden de forma determinante en la conducta de los miembros de las organizaciones y en el grado de eficiencia institucional (Crozier, Friedberg, Touzard). ¿Qué hacer con los conflictos sabiendo que son propios de la vida personal, grupal e institucional? ¿Negarlos, ignorarlos? Reaparecerían inevitablemente, a veces disfrazados, en otros casos desplazados.(1)
Generalmente, las sanciones a alumnos y docentes, los recursos administrativos y los reclamos judiciales son soluciones formales (2) que no ofrecen respuestas adecuadas y generan insatisfacción, pérdida de tiempo y desgaste emocional. Los conflictos reaparecen desplazados o disfrazados bajo nuevas pretensiones, pues los actores institucionales no encuentran canales adecuados para gestionar sus disputas y se traba el desarrollo pedagógico e institucional.
El sistema formal sólo “atrapa” una parte de los problemas que se generan en las instituciones.
"¿Cuánto tiempo demoran los diferentes procedimientos y cuántas energías y recursos se gastan con ellos? ¿Cuán satisfechos quedan los contendientes con los resultados de las disputas? ¿Qué efectos tienen los procedimientos existentes sobre las relaciones personales o institucionales? ¿Con qué frecuencia vuelven a presentarse los mismos conflictos porque no fueron efectivamente resueltos?"(3)
Esta obra desarrolla una propuesta para abordar los conflictos escolares desde los procedimientos de la resolución alternativa de disputas (RAD),(4) que permite generar un sistema menos costoso y más eficiente en cuanto a los parámetros de:
- economía,
- satisfacción en el resultado,
- efectos sobre las partes y
- recurrencia.

La mediación educativa es un método de resolución de conflictos en el ámbito educativo que no se agota en “enseñar un procedimiento", sino que tiene un sentido mucho más amplio y se encuentra estrechamente relacionada con la formación integral del alumno y la educación en valores. La mediación encierra una experiencia educativa también en otros ámbitos, ya que las partes se educan mutuamente al participar en procesos colaborativos de resolución de conflictos, descubren múltiples percepciones de los problemas e identifican las cuestiones que les preocupan cuando se explican y escuchan los fundamentos.
El aprendizaje de valores y sus fundamentos sólo es posible si éstos, en cada una de las acciones y procesos que transcurren en el aula y en la escuela, se muestran como ejemplos, con experiencias vividas y asociadas a situaciones posibles de la vida escolar: participación en clase, trabajo en equipos y solución de conflictos.(5) Es decir, no sólo desde el saber intelectual, sino también desde el saber hacer y el saber ser. Estos contenidos se abordan desde lo conceptual, lo procedimental y lo actitudinal. Toda la comunidad debe estar involucrada para desarrollar estas técnicas en las instituciones educativas. Sin embargo, será muy conveniente partir de la reflexión acerca de la práctica docente para analizar la manera en que se resuelven los conflictos y los posibles aportes de la negociación y la mediación en la práctica diaria con los alumnos. El docente que pretenda trabajar en la resolución de conflictos inevitablemente analizará su propia actitud frente a éstos. Será de gran importancia la adhesión del educador al implementar estas técnicas para que ellas no sean un intento pasajero que corra el peligro de ser dejado a un lado por haber apresurado su puesta en funcionamiento. Los docentes deben transmitir, a través de sus acciones, la nueva visión frente a los conflictos, buscando la revalorización y el reconocimiento de las partes en tanto gestoras de la solución. Esto será posible en la medida en que el docente gestione sus propias diferencias desde una postura superadora.

Este trabajo se dirige a docentes, mediadores, directivos de centros educativos, orientadores escolares y a los demás a actores de la comunidad educativa interesados en este tema. Introduce al lector en el análisis de los conflictos educativos, las formas de gestión y analiza los aportes de la negociación y la mediación para su abordaje. El lector encontrará una mayor referencia a disputas entre adultos, con el fin de lograr una mejor significatividad en ellos, además de permitir la reflexión que debe surgir de las propias reflexiones antes de trabajar con los alumnos. Finalmente, se ofrece una propuesta de trabajo que toma al conflicto como parte de la vida institucional y como un proceso de co-construcción en el que todos los actores tienen responsabilidades.

 

Notas
1. G. Frigerio y M. Poggi, Las instituciones educativas. Cara y ceca, pág. 61.
2. Cuando nos referimos a las soluciones “formales”, lo hacemos con relación a los procedimientos establecidos por las leyes, decretos, reglamentos y circulares que regulan la gestión de los conflictos.
3. Ury Brett y Golbert, Cómo resolver las disputas. Diseño de sistemas para reducir los costos del conflicto, pág. 40.
4. En adelante nos referiremos a los procedimientos de resolución alternativa de disputas como procedimientos RAD.
5. Diseño Curricular, Ministerio de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología de la provincia del Chaco, pág. 166.

 

 


Copyright © Centro de Publicaciones Educativas y Material Didáctico 2000