Investigación educativa y trabajo en red

Investigación educativa y trabajo en red

Debates y proyecciones


$ 940,00


Esta obra contiene un conjunto de enfoques, puntos de vista y proposiciones acerca de la investigación educativa y el trabajo en red, puestas a consideración por parte de un colectivo de educadores y educadoras que hacen investigación desde la escuela.
El contexto y los sujetos que escriben hacen que la óptica acerca de dicha relación sea particular y distinta. Es una mirada que se construye en el mismo proceso del trabajo docente, retrospectiva y prospectivamente, y se caracteriza por la diversidad, la polifonía y la pluralidad de enfoques que permiten encontrar diferentes aristas que se entretejen.
Los docentes han tomado conciencia de las alternativas a ser construidas, que no están dadas y se recrean en cada encuentro, en cada proyecto compartido, con el aporte y el compromiso de todos y de cada uno. Una perspectiva de horizonte común, más allá de lo que los distingue, promete ser un desafío que vale la pena asumir.


PRIMERA PARTE.
Constitución y trabajo del Colectivo Argentino de Docentes que hacen Investigación desde la Escuela
Capítulo 1.
El Colectivo y las Redes de Investigación como formas alternativas
para la organización de la formación y el trabajo docente
- Aspectos contextuales que enmarcan la experiencia
- Historia de la Red Iberoamericana de Colectivos Escolares y Redes de
Maestros que hacen Investigación desde su Escuela
- Otros modos de organización pedagógica para recrear los sistemas de
formación docente: la investigación educativa y el trabajo en redes
Capítulo 2.
Los Encuentros Iberoamericanos de Colectivos Escolares y Redes
de Maestros que hacen Investigación desde su Escuela.
Descripción y conceptualización
- Características básicas de los Encuentros Iberoamericanos
- Los desafíos de los maestros y maestras frente a cada
Encuentro Iberoamericano
- Síntesis de los Encuentros Iberoamericanos
Capítulo 3.
El Colectivo Argentino. El territorio y sus redes.
Quiénes participan e investigan
- Acuerdos y coincidencias en el Colectivo Argentino
- Caracterización de las redes y organizaciones que constituyen
el Colectivo Argentino
- Coincidencias y diferencias
Capítulo 4.
Los procesos de investigación en red. Un caso. La transformación
de un trabajo de investigación en relación con los procesos de lectura
entre pares y de socialización en los Encuentros
- Introducción
- Presentación del caso
- ¿Cómo llega el trabajo a la Red?

SEGUNDA PARTE.
Debates en torno al trabajo del docente como productor de conocimiento
Capítulo 5.
La investigación en o desde la escuela. Sujetos y contextos
Investigación educativa: ¿Qué es investigar en o desde la escuela?
- ¿A qué llamamos investigación educativa desde el desarrollo histórico
de las ciencias sociales?
- ¿A qué llamamos investigación educativa desde la Unidad de
Investigación “Educación, Actores Sociales y Contexto Regional”?
- Desafíos de una investigación pensada desde una perspectiva
democrática y participativa
Contexto y sujetos en la investigación desde y en la escuela
- Acerca de la investigación educativa
- Sobre sujetos y contextos
- ¿Por qué los procesos de validez y legitimación?
Capítulo 6.
Diferentes propuestas para la producción de conocimientos
Narrativa docente e investigación educativa. La documentación
narrativa de experiencias pedagógicas como indagación del
mundo escolar
- Prácticas de enseñanza e investigación educativa
- La indagación narrativa y la transformación de
las prácticas docentes
- Documentación narrativa de experiencias pedagógicas y
reconstrucción crítica de las prácticas docentes
- La producción e interpretación de relatos pedagógicos a través del
dispositivo de documentación de experiencias pedagógicas
Capítulo 7.
El Colectivo Argentino y la Didáctica de la Investigación
Didáctica de la investigación educativa en la formación docente
- Sobre el sentido de la formación docente y la investigación educativa
- Acerca de los supuestos de una didáctica de la investigación
educativa en la formación docente
- Algunos principios y propuestas de acción de la didáctica de la
investigación educativa en la formación docente
Las redes como instancias de formación en investigación educativa.
Estrategias formativas propiciadas desde las redes
- Los miembros de las redes y sus relaciones con los procesos
de formación sistemática
- Las dinámicas participativas de co-formación en
investigación educativa
- Acciones de intercambio y socialización como instancias
formativas entre pares
- Los conflictos teóricos en torno a las conferencias de especialistas y a
los referatos y tutorías en las modalidades de formación entre pares    
- Las instancias formativas en las carreras de formación docente
Capítulo 8.
La proyección y los desafíos del colectivo. Propuestas y acuerdos.
Acciones a futuro. El colectivo como desafío democratizante
y espacio para la participación
- Primeras pinceladas. De la constitución al crecimiento
y fortalecimiento del Colectivo Argentino
- Acerca de “lo común” que nos convoca
- Las proyecciones
- Acerca de los desafíos que implica un espacio colectivo, democrático y
participativo. Algunos apuntes para seguir discutiendo
- Algunos horizontes móviles…
ANEXOS.
Textos que el Colectivo Argentino reconoce como inspiradores
para la producción colectiva de conocimientos.
I. La expedición pedagógica y las redes de maestros: otros
modos de formación
II. El proyecto de intervención: “La lengua escrita, la alfabetización
y el fomento de la lectura en la Educación Básica” (PILEC)

Colectivo Argentino de Docentes Investigación desde la Escuela

La coordinación del Colectivo Argentino es llevada adelante por un conjunto de Redes y Organizaciones que planifican las acciones; convocan, organizan y participan de los Encuentros Nacionales e Iberoamericanos; establecen acuerdos y convenios con otras organizaciones y mantienen la comunicación entre quienes participan de este movimiento. Estas Organizaciones Coordinadoras son:
- Red DHIE (Red de Docentes que Hacen Investigación Educativa), Escuela Marina Vilte, CTERA.
- Red IPARC (Red de Investigación Participativa Aplicada a la Renovación Curricular), ISFD Nº22 de Olavarría e Institutos Asociados.
- Red DRIA (Red de Docentes que Realizan Investigación desde el Aula), Universidad de San Martín, Provincia de Buenos Aires.
- Red ORES (Red de Orientadores Escolares), Ciudad de Buenos Aires.
- Grupo de Investigación IFIPRACD (Investigación en formación inicial y práctica docente), Facultad de Ciencias Sociales, Universidad Nacional del Centro de la Provincia de Buenos Aires.
- ECERA (Espacio para la Comprensión de la Educación Rural Argentina), San Antonio de Areco, e ISFD y T Nº 138 de Capitán Sarmiento.
- LPP (Programa Documentación Pedagógica y Memoria Docente del Laboratorio de Políticas Públicas), Ciudad de Buenos Aires.
- REDISP (Red de Institutos Superiores de Profesorado de Gestión Pública Estatal), Provincia de Santa Fe.
- REDINE (Red de Investigación Educativa), Universidad Nacional de Misiones.
- AGCEJ (Asoción de Graduados en Ciencias de la Educación de Jujuy), San Salvador de Jujuy.
- Unidad de Investigación “Educación, Actores Sociales y Contexto Regional”, Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales, Universidad Nacional de Jujuy.

Ver más

La presente obra fue realizada en el marco del acuerdo de colaboración firmado en el año 2008 entre el Colectivo Argentino de Docentes que hacen Investigación desde la Escuela y el Instituto Nacional de Formación Docente, organismo que aportó el presupuesto necesario para sustentar la presente edición, que será entregada gratuitamente a todos los Institutos Superiores de Formación Docente públicos del país. La misma contiene un conjunto de planteos, enfoques, puntos de vista y proposiciones acerca de la investigación educativa y el trabajo en red puestos a consideración por parte de este colectivo de educadores y educadoras.
El contexto y los sujetos que escriben hacen que la mirada acerca de esta relación entre investigación y trabajo en red sea particular y distinta. Porque es una mirada que se hace en el mismo proceso del trabajo docente, retrospectiva y prospectivamente, asumiendo, desde el inicio de la reflexión misma, la imposibilidad de alcanzar la distancia objetivista y aclarando que esto tampoco es la pretensión ni el anhelo. Esta particularidad también permite diferenciarse de otros tipos de miradas, aquellas que no hacen más que sentenciar acerca de lo que observan, sobrevolando la cotidianeidad o pasando, asépticamente, por encima de la realidad concreta.
Las miradas que se presentan y se desarrollan en esta obra no son un compacto monolítico, unívoco u homogéneo, sino que, contrariamente, se caracterizan por la diversidad, la polifonía, la pluralidad de ideas e, incluso, el desacuerdo en las posturas. Los enfoques permiten encontrar a lo largo del texto diferentes aristas que se entretejen, llegando, a veces, a constituirse en tensiones o antagonismos, que dejan traslucir este sujeto colectivo en su propio devenir y que no pretende esconder ni reprimir.
Sin embargo, esta diversidad no se entiende como un obstáculo, pues, en realidad, para el Colectivo de docentes-autores, esto se convierte en un potencial desde el cual se estimula a los lectores para transitar por el camino trazado hacia el objetivo principal de la obra, que consiste en provocar la discusión, incitar al debate y aguijonear los argumentos que hoy se esgrimen sobre estos temas que aborda el libro.
Los que se desarrollan están atravesados por ciertas tensiones provocadas por las condiciones que existen y las que debieran existir para hacer investigación educativa desde la escuela, de manera digna; las nociones de identidad docente, que plantean la idea del maestro como productor de conocimientos versus la que limita su papel al de mero consumidor; el debate actual sobre la formación en investigación educativa y el lugar de esta última en la formación docente.
Entonces, las miradas y los planteos que se despliegan a lo largo de la obra no son sólo posicionamientos tomados por educadores argentinos que hacen investigación desde las escuelas, sino también preguntas pendientes, interrogantes a resolver, conflictos, discusiones y controversias que acompañan al lector en todo el recorrido de esta producción colectiva que se concibe como una alternativa y que toma la palabra.
Palabra y palabras que tienen significados especiales por el lugar desde el que se las pronuncia y por las características propias de este sujeto autor, colectivo. Palabras hechas e inventadas para designar cosas, pero que, al mismo tiempo, interrogan, deconstruyen, provocan y rompen con el mito de la neutralidad.
Así, este colectivo autor parte por preguntarse: ¿en qué sentido estamos diciendo que somos alternativas de organización de la formación y del trabajo docente? ¿Alternativa a qué, contra qué, con qué, con quienes? ¿Organización de quiénes, desde dónde y para qué? ¿Trabajo de qué docentes, qué trabajo?
Estos y otros interrogantes acompañan la obra y se mixturan no sólo con las ideas que surgen al respecto y los constructos teóricos emergentes, sino también con las experiencias concretas que se llevan a cabo en la realidad argentina y en el marco de un contexto latinoamericano. Experiencias que se analizan, sobre las que se desarrollan procesos de reflexión y sobre las que se vuelve para mejorarlas y transformarlas en el decurso de los acontecimientos que produce el colectivo como organización.
La obra en sí se compone de dos partes: la primera, donde se describe el proceso de constitución del Colectivo Argentino de Docentes que hacen investigación desde la escuela y se explicita el tipo de trabajo en red realizado desde el mismo; la segunda, donde se despliegan los ejes que el colectivo propone para el debate que se genera en torno al trabajo del docente como productor de conocimientos.
La primera se compone de cuatro capítulos. El primero de ellos aborda la experiencia del Colectivo y las Redes de Investigación en tanto propuestas alternativas para la organización de la formación y el trabajo docente; en el mismo, se plantea un enfoque que tiende a la historización del proceso de constitución en el marco de los contextos nacional e iberoamericano.
En el capítulo dos se describe una de las principales instancias que se constituyen en este contexto de constitución del Colectivo Argentino y que tiene que ver con la organización y la realización de los Encuentros Iberoamericanos de educadores y redes de maestros que hacen investigación desde su escuela. Aquí no sólo se detallan los principales aspectos que han caracterizado a cada uno de los cinco encuentros realizados, sino también se presenta una reflexión acerca de los desafíos que estos espacios implican para los maestros y maestras que se van integrando a éstos.
En el tercero se hace un relato en el que se profundiza más en las características propias del Colectivo Argentino y las redes nacionales que lo constituyen, tomando como eje el territorio por el que se despliega y describiendo las particularidades de cada una de las organizaciones. Se analizan los diferentes modos de organización para el trabajo en red que se generan desde los diferentes grupos, equipos o instituciones y se presentan los acuerdos generales mínimos, alrededor de los cuales se constituye y recrea el Colectivo Argentino.
Esta primera parte cierra con un capítulo, el cuarto, en el que se selecciona un caso a los efectos de dar cuenta de las transformaciones de un trabajo de investigación concreto, en relación con los procesos de lectura entre pares y la socialización de dicho trabajo en los encuentros nacionales e iberoamericanos. El sentido de tomar un caso -que no es entendido como paradigmático o emblemático, sino “un caso” entre tantos que suceden- es a los efectos de mostrar y dar cuenta de cómo un modo singular de circulación del conocimiento, abierto a opiniones y permeable a las tensiones que produce la mirada del otro y la pertenencia a un colectivo, lleva a elaborar nuevas y diferentes síntesis. Se intenta mostrar una de las potencialidades del trabajo en redes, en el que se puede observar la importancia del proceso de interacción entre pares como forma alternativa para la reconstrucción y la resignificación de la propia producción, en el marco de instancias de encuentro con el otro (par) y socialización.
La segunda parte se compone de otros cuatro capítulos en los que se abordan, desde las perspectivas del Colectivo, un conjunto de ejes controvertidos, en los que se hallan posicionamientos tomados y, también, puntas para continuar el debate.
El primer capítulo de esta segunda parte, y quinto del libro, comprende dos apartados en los que se busca, respectivamente, dar precisiones sobre “qué es investigar en o desde la escuela” y acerca del “Contexto y los sujetos en la investigación desde y en la escuela”. Las producciones sostienen propuestas sobre por qué y para qué investigar, quiénes investigan y cuál es la validez y legitimidad de estas producciones. Fundamentalmente, proponen una reflexión en torno de las intencionalidades e intereses que subyacen a los modelos tradicionales para investigar y aspiran a erigir una alternativa desde los docentes involucrados en la construcción y la legitimación del conocimiento producido.
El sexto capítulo presenta diferentes modos de producción de conocimientos, diferenciando a uno de ellos, que tiene un importante desarrollo en la Argentina, como es el caso de las “narrativas de docentes”, de otros que tienen mayor tratamiento en diferentes países, como es el caso de los talleres de maestros en México y las Expediciones Pedagógicas de Colombia. Estos dos últimos se exponen en el anexo del presente libro, tomando los aportes de dos equipos de investigación que coordinan respectivamente ambos proyectos. En el capítulo seis se describe en profundidad la experiencia del programa de documentación pedagógica y memoria docente como modo de producción de conocimientos en el que se desarrollan procesos de reconstrucción del saber pedagógico puesto en juego en las prácticas de los docentes, donde las narrativas se presentan como un modo de comprensión de los fenómenos sociales y en una manera especial de contar la historia.
El séptimo toma otro eje de discusión central en el contexto actual de la formación docente, el de la didáctica de la investigación en la formación docente y el trabajo en redes como formas alternativas de formación en investigación educativa. Los artículos que aquí se presentan desarrollan diversas reflexiones sobre la necesidad de la formación de los docentes en investigación educativa, ya sea en lo que respecta a la formación en investigación dentro de la carrera de grado docente, como en las distintas experiencias de participación de los educadores en ámbitos alternativos de formación permanente.
La segunda y última parte del libro cierra con un conjunto de ideas acerca de la proyección y los desafíos del colectivo. Y en tal sentido, los educadores autores reconocen el proceso que lleva adelante el Colectivo Argentino como una oportunidad que está tomando cuerpo, pero que continúa siendo una permanente construcción.
En este cierre, se describe un “horizonte móvil”, en el que se reconoce la existencia de diferentes modos de hacer las cosas que a veces acercan y otras, distancian. No obstante, la posibilidad de tener una perspectiva de horizonte común, más que un obstáculo, promete ser un desafío que vale la pena asumir como colectivo.
Las redes de maestros y profesores son una oportunidad para generar ámbitos más democráticos, donde la horizontalidad es posible, en tanto cada uno de los miembros del colectivo asuma que siempre hay algo que enseñar y algo que aprender. Esto daría un horizonte de posibilidades que no es imposición ni búsqueda de disciplinamiento, sino emergencia del diálogo.
Como cuestión previa al desarrollo del prólogo, quiero expresar mi agradecimiento a los compañeros que me ofrecieron la posibilidad de prologar este libro, que es el fruto de un trabajo colectivo desarrollado a lo largo de varios años de trabajo y al cual la Escuela Marina Vilte de CTERA supo contribuir activamente.
La democratización de la educación es un proceso complejo que implica el compromiso del Estado y el protagonismo de los educadores, articulados en la acción pedagógica a través de las políticas educativas. En este plano, el conjunto de trabajos aquí publicados y su articulación/complementariedad constituye, a mi entender, el aporte principal de este libro.
Un punto central de este proceso es la democratización de la producción de los conocimientos pedagógicos necesarios para el desarrollo de la actividad educativa escolar y, en particular, de la formación docente. Desde las perspectivas neoliberales, que en el plano educativo siguen siendo predominantes, este problema se resuelve por vía de la división del trabajo, en el cual el diseño y la ejecución general del currículo se desarrolla en las instancias técnicas de los ministerios de educación, en las de capacitación -altamente privatizadas- y en las de producción de materiales didácticos, quedando para los educadores el trabajo escolar concreto, que tiende a volverse rutinario; esto, como consecuencia de los condicionamientos de las estructuras de poder en el plano pedagógico. Hay una creciente presión a gobernar la organización y la ejecución del trabajo de los educadores cada vez con mayores detalles. Por este camino, la participación de los docentes tiende a reducirse y la dirección de los procesos educativos a centralizarse. Para las instancias de dominación cultural y política esto no es un problema, mientras lo rutinario sea eficaz en el logro de los objetivos de tener una conciencia subordinada a las necesidades de la gobernabilidad neoliberal. Pero la realidad está mostrando que los logros en esta dirección son cada vez menores. Este es uno de los nudos de la crisis educativa y la alternativa pasa por realizar el camino inverso, potenciando la autonomía de los educadores.
En la actualidad, el saber pedagógico impuesto por las instancias de dominación cultural y política se muestra absolutamente insuficiente a la hora de organizar el trabajo escolar en el marco de los objetivos que discursivamente se enuncian desde las diferentes usinas culturales dominantes. Esta insuficiencia, sumada a las condiciones de pobreza creciente y a la cada vez mayor mercantilización de la cultura, hace que la crisis educativa sea cada vez más profunda. Una consecuencia que se desprende de este hecho es que la escuela está perdiendo eficacia hasta para generar la conciencia de subordinación necesaria a la preservación del actual orden dominante. Ante esto, crece la respuesta represiva.
Este saber se vuelve abstracto a la hora de resolver los problemas pedagógicos que surgen en la práctica concreta. Por ello, el conocimiento que los docentes van construyendo en su práctica, muchas veces de manera inconsciente, se convierte en la única garantía de hacer posible el proceso escolar. Este es el conocimiento que necesita ser desarrollado, ampliado y profundizado. A lo largo de este libro se pone en cuestión el mecanismo epistemológico de producción de conocimiento, mediante el cual lo abstracto se impone, inhabilitando toda posibilidad de cuestionamiento. Asimismo, la obra muestra con claridad que el trabajo en redes es una alternativa viable para la producción de conocimientos pertinentes a la realidad educativa que se aspira transformar. Se contribuye a la toma de conciencia de la potencialidad que tiene el trabajo colectivo organizado por la vía de las redes de docentes que realizan investigación educativa a la hora de producir conocimientos que, luego, serán efectivos en la acción.
Otro aporte central de esta compilación de contribuciones de las diferentes redes que integran el Colectivo Argentino de Educadores que hacen investigación educativa es a su didáctica. Esto tiene particular fuerza a la hora del debate curricular en los Institutos de Formación Docente. A lo largo de todo lo expuesto, y también de lo desarrollado en el capítulo especialmente dedicado a la didáctica de la investigación educativa, se desprende que a investigar se aprende investigando, que la educación en investigación debe atravesar todo el diseño curricular de la formación docente y que la formación es en investigación y no para ser investigadores. Esta manera de enfocar el problema tiene la virtud de romper con las miradas “tecnocráticas” de la investigación. Esto no significa poner en duda el papel central de las técnicas, sino hacerlo desde una perspectiva crítica, en la que lo político-ideológico no está ausente. De esta manera, adquieren prioridad los objetivos pedagógicos y las perspectivas teóricas y políticas a las que se apunta a fortalecer.
El debate curricular sobre la formación docente sigue girando en torno a los diferentes mecanismos regulatorios que condicionarán al docente a formar en función de un supuesto perfil, que se define en los ministerios de educación y en los aparatos culturales dominantes y que es el adecuado a los objetivos de una educación de calidad. Desde esa perspectiva, las políticas oficiales buscan educar para la subordinación a los valores neoliberales imperantes. La búsqueda de una creciente autonomía de los educadores no figura entre los objetivos pedagógicos y, menos aún, que sean activos contribuyentes al desarrollo de una ciudadanía activa. Esto explica por qué la democratización de la formación docente encuentra tantos obstáculos y más aún la educación del docente en línea, con una creciente autonomía pedagógica y también de capacidad autodidácta. En el centro de los objetivos de autonomía y ciudadanía está la formación en investigación. En este otro aspecto, el libro se constituye en un excelente aporte que transita también en la dirección de la democratización de los procesos educativos.
Finalmente, me parece necesario resaltar el carácter horizontal del trabajo en red y la forma de realizar los encuentros que por diferentes vías –lectura entre pares, reuniones de coordinación, publicaciones colectivas, intercambio de experiencias y otros- se garantiza un efectivo debate de las producción de los distintos grupos de investigación. Es un camino que prioriza la deliberación como condición necesaria para arribar a decisiones correctas. Es una manera práctica de refutar a las miradas eficientistas que consideran imprescindible un núcleo reducido de gestores que debe “eyectarse” del conjunto y tomar las decisiones por todos.
El conjunto de trabajos aquí publicados es un aporte central para todos aquellos que pensamos que la crisis educativa actual tiene, en nuestro país, un carácter terminal. Nuestra educación es cada vez más impotente para aportar herramientas que puedan ayudar a nuestros jóvenes y adultos a vivir en este mundo con un sentido ciudadano y, más aún, transformador. Una verdadera revolución educativa como la que necesitamos y que no puede estar al margen de un proceso de amplia soberanía popular tiene como condición necesaria avanzar en la democratización de los procesos educativos en todos los planos y en el creciente desarrollo de las potencialidades autonómicas de nuestros/as estudiantes y educadores/as. En este libro se señala un camino concreto de democratización de producción del saber pedagógico.
Jorge Cardelli

También le puede interesar

Diseño de proyectos de investigación cualitativa


Rosa María Cifuentes Gil
$ 910,00

Contar lo que nos sucede en la escuela


Suárez, Dávila (comps.)
$ 690,00

Enseñar en las universidades y en los institutos de formación docente


Abrate, Alcoba y otros
$ 1050,00

Investigacion educativa, La


Sverdlick, Rivas Flores y otros
$ 940,00

Investigación educativa y política en América Latina


Palamidessi, Gorostiaga, Suasnábar
$ 1030,00

Destacados

Destacados - Cuotas y Carlos Skliar

 

Carlos Skliar presenta...